Mellis




ACTUALIDAD


[Crítica] Lady Macbeth

 

 

Por Jorge Aceña Rincón  MADRID 28/04/2017

Insurrección libertina  

Al descubrir la crueldad insomne y efusivamente latente que impregnan los fotogramas de un relato construido en base a la insurrección libertina, a la descarnada pasión, a la venganza como contrapunto de la sumisión y la ostentación tiránica, la inminente reacción no se construye por ninguna vía consonante a la funcionalidad empática, sino a la denotada aversión no justificada pero sí comprendida, una especie de macabra comprensión del crimen pasional como resultado hiriente de la fatalidad desprovista de cualquier foco evasivo.

La película de William Oldroyd presenta innumerables cualidades que responden a la dificultosa pregunta desarrollada bajo el sonado paradigma de la represalia como motor incipiente de reinserción, una contemplación que en Lady Macbeth se bascula a la par que interioriza en la figura que responde ante estos hechos, siempre supeditados a una condición constreñida entre los diversos y extensos parámetros de la victimización. Olroyd no solo se limita a narrar una historia de traición, sexo y muerte, la formulación de su propuesta para por transmutar un sangriento muestrario basado en la novela de Nikolai Leskov en una rompedora idea con finalidades claramente reivindicativas sobre el papel femenino.

La elegancia con la que Lady Macbeth responde ante la utilización de recursos y elementos eficientes resulta insólita al tratarse de una primera película en la carrera de su director, ya que conjuga con grandes maestría la dualidad ética sobre el comportamiento del individuo, además de percutir en incontables ocasiones sobre la visibilidad conceptual del espectador en base a la significación y al discernimiento de la acción expuesta.

Tan importante es la dirección de Oldroy – desprovista de toda pretensión y afianzada notoriamente gracias a la destreza a la hora encontrar el perfecto encuadre, de dar sentido a los espacios exteriores etc. –  como la interpretación de la jovencísima Florence Pugh, quien eclipsa la pantalla gracias a la lascivia envuelta en su mirada, a la frialdad de sus actos, a la radicalidad de su particular concepto del deseo y la más ardiente prueba de amor. Lady Macbeth aúna la turbiedad con la inteligencia, el desasosiego con la brillantez narrativa, la tensión con la belleza, girando alrededor de un personaje tan cruel como complejo, tan inquebrantable como enigmático.

Nota: 7/10 

 

Tráiler de 'Lady Macbeth':


comments powered by Disqus

Buscar y encotrar

Control

Atrás

Donativos

Si lo desean pueden hacernos donativos con tal de aumnetar la calidad de nuestro trabajo.

Publicidad:

Suscribete a nuestras publicidad.

 

Si quieres publicitarte haz click aquí